miércoles, 21 de noviembre de 2007

Prólogo del libro




La poesía y la prosa poética de Alex Samuel Vélez nos enfrenta, desde los primeros trazos, a un mundo en crisis: “peleamos porque nos apasionamos/ comemos sangre y nos violamos/ salvajes seremos siempre” (La carne del lodo). En medio de la crisis, el poeta va en la búsqueda del amor auténtico, sencillo, solidario, capaz de los mayores sacrificios y de entregas desinteresadas y en la búsqueda de un anhelo profundo de superación:



“Para mirar más allá
Tienes que tener fe
Saber lo que deseas
Ponerte una meta” (“Viaje”)

Valores como la fe, el propósito de vida, el señalarnos metas alcanzables, se alejan cada vez más y más de la sociedad en que vive inmerso el poeta. La ausencia de la autenticidad en el amor; la ausencia de la sinceridad en las relaciones interpersonales en el diario vivir provocan dolor, desesperanza, rebeldía. De ahí la sucesión de imágenes sensoriales y metáforas que van y vienen y recorren las páginas de principio a fin y crean veredas por donde la poesía se alarga y se enrosca y se contonea de sufrimiento.


A Alex Samuel Vélez le duele la vida, le duele la abulia y el aburrimiento de una existencia vacía que se repite y se marchita de tanto arrastrase y enmascararse de superficialidad, de banalidad, de insensibilidad, crueldad, violencia e hipocresía. Le duele el sistema de crianza que produce niños insensibles, jóvenes inconscientes, adultos irresponsables; le duele el sistema escolar de su país, la falta de libertad, la monotonía del ir y venir sin la falta de libertad, la monotonía del ir y venir sin verdaderos propósitos, la ausencia de esperanza y de alegría, por todo ello, el poeta se estremece, grita:

Pinta de verde tu asta y prueba el sabor de la esperanza
Prende la luz de tu libertad interior y sopla los vientos de alegría.
(“Si no te basta”)


Estamos, sin lugar a dudas, ante un poemario de gran contemporaneidad, tanto en las imágenes como en su contenido. Sorprende el hermetismo, el uso de símbolos, la profundidad de las reflexiones, la oralidad que caracterizan las expresiones y el léxico. Hay ausencia de signos de puntuación, de mayúsculas y en ocasiones cada línea melódica semeja caminos que se alargan o achican sobre el papel siguiendo tendencias neovanguardistas. De igual forma llama la atención sus prosas poéticas en las que afloran los sentimientos más auténticos del poeta al estilo del automatismo psíquico de los surrealistas.



Crema y Sudor y Vino Tinto es una mirada, desde muy cerca, a la sociedad puertorriqueña de nuestros días marcada por los convencionalismos, la corrupción política, el abuso en todas sus manifestaciones, la frustración, la apatía, el nuevo éxodo de valores en fuga y la patria irredenta. Mirada y viaje al centro del ser puertorriqueño, del tú y del yo con el propósito de rescatar el verdadero amor para construir un mundo de esperanza y alegría.


“amor es la palabra que no existe y que te la
quitan cuando mas la necesitas. Se juntan
el amor con la soledad y la monotonía...
porque te han quitado el amor...


Te han quitado
lo que te podía salvar”.
(“Poco a poco a poco”)


Alex Samuel Vélez, indiscutiblemente, cree en el amor como medio para salvar y transformar la sociedad.


Profesora Estela García Cabrera

Autora cubana de nacimiento y puertorriqueña por elección.

Ha publicado diversos libros de texto universitarios,

asi como 3 poemarios ampliamente difundidos.

Profesora del Departamento de Estudios Hispánicos
Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico

iela


divagar es pararse de repente y esperar

meditar en lo surreal y cansarse de esperar

saber que hay que soñar y saborear

lo que la vida trae, no la hagas esperar

mentalmente es un estado de inconciencia

de inconciencia mental y de divagar

soltar las amarras de saber

saltar, correr y gritar...por dentro

el futuro es incierto para quien lo cree así

para quien no espera y solo actúa

encontrará las respuestas

en sus propias manos


lo importante es urgente

mas lo urgente, no es importante

necesariamente, no...

the problem wasn't so much the shit



la reseca del medio día
se abastecía de espaguetis con pollo
se vomitaba el trasero,

en el desván
y la cuarteta de gargajos no subía
atragantados,

se quedaban en el gaznate

desenvuelto el pastel
olía a hoja de guineo quemada
la peste le causó nauseas,
juste después se lo comió
con ketchup

no hay sombras que me precedan
llantos que se ausenten de mi
marionetas en la esquina me llaman

el desquite de volver al otro día
desploman las ganas de ser
agitan los deseos de devolver

ya la gente sale de la oficina
la secretaria se ha cagado encima
de la risa
las palomas se han reído
de la cagada que han dejado
en la ventana

perdidita




perdidita
el presente es para mi lejano
pero morderte en "tu sabes donde"
es recuerdo vano, para ti... deseo
anhelado

el momento que solo fuimos
es absorción de metamorfosis
abstracción equivalente
a rocíos de miel

soñarte será para siempre
pero sonarte.... jaaaa sonarte...
será en tus nalgas duras
en tus piernas estremecidas

no es que me crea hábil
para provocarte,
es que soy derrama que te alarma
que despierta tus quejidos, tus latidos

bien sabes que estas perdida
que te has encontrado en mi
que no encuentras los pedazos de pan

y es que te han buscado
y no te han encontrado

lo que ellos no saben
es que en una grieta
que has abierto en mi
te has alojado…

miércoles, 22 de agosto de 2007

QUIEN TE CONOCIA... YA NO TE CONOCE

Es irónico como en la vida, quien se supone que te conozca más, te conoce menos.Nuestros padres son las personas que más nos conocen de niñ@s porque nos han criado y hemos crecido con ellos, sin embargo, al crecer son las personas que menos nos conocen.



Despues de vivir varios años fuera de tu casa y visitarlos un weekend, te darás cuenta que ya no saben la comida que más te gusta, ni la música que disfrutas, ni la ropa que te acomoda mejor... conocen de ti casi nada en realidad.



Nuestros amigos, esos que han llegado a nuestra vida por elección propia no por obligación o sujeción; han venido a tomar el lugar de FAMILIA. Son estos los que entran al lugar donde los padres o la familia no llegan, a nuestra intimidad.Conocen los desvios sexuales de uno, nos apoyan y nos acompañan en todas (o casi todas) la locuras y demencias que se nos ocurren y de vez en cuando nos dicen las verdades en la cara!



No nos avergonzamos en frente de nuestros amigos, ni nos sentimos cohibidos de expresarnos en cualquier termino necesario.Los amigos han llegado para quedarse. Son árboles que nos cobijan bajo sus ramas, y nos alimentan con sus frutos y oxigeno...agradecelo y riega esas raices...



dame, dame oxigeno... toma, toma frutos...

martes, 21 de agosto de 2007

Teatro y Novela

Escribiré para ti
la novela de nuestra vida
actuarás para mí
la vida hecha novela.

Ensaya el teatro que vamos a actuar
déjate llevar que rompimos a sangrar
corre por la línea del medio
déjate descabronar.

Salvaje actúas al caer del telón
sabes que eres buena, que sabes tejer
telarañas y escaramuzas, me haces temblar.

Al subir a escena eres toda una fiera
corres tras las luces, entonas la melodía
lloras de melancolía
haces de mi vida un mar de bruces.

El papel de amante te queda pintao
me dejas enredao, sofisticao, masticao
te beso y me besas la lengua que reza
pide piedad, de ti soy presa.

Te escribiré las notas que quieras
siempre y cuando actúes en mi teatro
me dejes la taquilla
y te sientes en mi silla.

Dejaremos las tablas y el telón
seremos reales como un avión
volaremos y sonreiremos
nos alegraremos y gozaremos.

Te cedo les derechos
de la novela de mi vida
falta que quieras publicarla
ser parte del elenco
como actriz principal.

lunes, 21 de mayo de 2007

Marea te tambalea

No hay día radiante sin sombras que le precedan
te llenas de fuego y aun no prendes la llama
de tu corazón, que va y viene como marea
como pizca de un todo mayor.

Te abasteces y te llenas porque estas corrompida
necesitas consumir del gemido abstracto
que surge de mis nervios, que surge de mis labios,
me arropas debajo de ti... soy tu arena...

No hay cuerpo que supere lo por ti esperado
en mí, porque eres clon de rabietas y panderetas.

Tus pies te arrastran, no son firmes, te tambaleas
no intentes tener noche sin luna
lluvia sin viento y tardes sin aroma
te irás lejos y no llegarás...la marea te llevará.

ALEX SAMUEL VELEZ - AUTOR

viernes, 20 de abril de 2007

si no te basta


Si la estela de sabores y la gama de colores no te basta
Pinta de verde tu asta y prueba el sabor de la esperanza
Prende la luz de tu libertad interior y sopla los vientos de alegría

Derrama la pasión de tus hazañas y logros fecundados
Comparte la osadía y la ironía de moverte a un estado
De tristezas y melancolías te mueves al norte de esperanza
Te corroes la mente de cambios y te olvidas de los santos

Serás el cambio del olvido y de la espera que no tarda
Comerás tan rápido que las gaviotas no llegarán a la orilla
Saldrás del gusano metálico lleno de olores y sinsabores
Caminarás las calles de la quinta sin saber que no has pasado la primera

Habitarás la siniestra espera de tus rabietas de lograr más
Mudarás las plumas y no verás el nido nunca jamás
Se te hará muy difícil subir la escarpada montaña
De repente sabrás que no hay nada, sólo patrañas.

Te has movido y no has sabido que estás temblando
Que la orilla no te olvida y te espera de vez en cuando
Que las ramas de palma y aguacate son de menta y encanto
Te has quedado en tu interior sumido en espanto.

Saltaste la espera, no quisiste hacer fila en la acera
La esquina ya es vieja para ti y la vieja es una esquina que no es para ti
Quieres comer del blanco furor y de la azul cacería
De liebres y matices sabrás que eres esclavo.

Dormirás sin despertar un sueño inhabitado de campos y playas
De palmeras y hamacas y jueyes y carne frita
De piña colada y salvajes emboscadas en la garita
Perderás el sueño al despertar, te darás cuenta en el umbral.

Nota Suicida

Mi única pertenencia en vida fue mi cerebro y dejó de serlo cuando decidí compartirlo.
Mi única pertenencia en muerte es mi cerebro y dejó de serlo cuando te escribí esta carta.

Mi único temor en vida fue morir y que nadie se enterara que había muerto. Por eso no me gustaba estar solo, siempre buscaba tu compañía. Quería estar contigo en todo momento. Por ese temor es que escribo esta nota suicida para ti, para que te enteres que he muerto para cuando leas estas letras... l e t r a s s s...

Temía morir en la carretera guiando en algún pueblo distante al mío en donde nadie me conociera. Que no encontraran mi identificación no era molestia, como quiera nadie me reconocería hasta mucho tiempo después en la morgue. Tampoco quería morir en un restaurante, no quería que nadie se pusiera triste al verme atragantado con una espina de pescado atravesada en mi garganta cortándome la respiración y desangrándome por dentro. Menos quería morir en un río ahogado, se contaminaría el agua con espíritu y saliva. Qué me atropellara un carro era cosa seria, se formaría un tapón increíble y quedaría mucha sangre que limpiar en el bonete y la carretera.

En realidad no quería causar disgustos con mi muerte, solo alegría y quizás algún comentario de esos que la gente dice en la televisión: “tan bueno que era”, también me gusta mucho este; “era bien cariñoso y todos lo querían mucho”

Temía vivir cerca de mi gente, mis árboles y de mi país.

Quería vivir feliz, teniendo con quien compartir mis momentos buenos y alegres, porque los tristes uno los pasa solo mejor. Relamiéndose de dolor en la cama tirado y comiendo helado de chocolate.

Quería morir feliz, la noción de la muerte nunca fue un misterio para mí, al contrario. Fue una contrariedad querer morir y no poder.

lunes, 5 de marzo de 2007

Florero

La medias están rotas en el talón
los calzoncillos me quedan estiraos
no hay sazón en la cocina
la radio no funciona
la nena no elabora.

El espejo me dice que me peine
La peinilla ni la encuentro
La crema del pelo me resuelve
no hay na’ mejor, que estar despeinao.

No quiero mas ni menos de lo que tengo
Necesito menos de lo que hay
Quiero mas de lo que no tengo
Me darán lo que no necesito
ni quiero.

Sabes que te estorba la frente
Que los cachetes están de mas
Que la nena no te llama
Que te envía un text na ma.

Se rodea de maremotos de rimas
De rimas sin maremotos
De motos sin mares
Y la rima sin nada que la rodea.

Solo se que las chanclas son negras
Y que me quedan grandes
Las uso con medias
Pues no me he cortao
Los uñas de los pies.

El sueno me arrebata
Pero más me asombra las ganas de ti
Solo quiero una muestra
De arroz con cornbeef

Soy desesperao
las ganas me matan
De tenerte a mi lao
Pa hacer un biftec
O chuletas con ajonjolí.

Quiero... que quiero llamarte
Plasmarte en mi regata
De sabores y amores
Estas llena y lo sabes

Me infunde la melancolía
Me hace sentir como una agonía
Me acelera el ritmo
me quita el pulso
Me acabas las pilas.

Te sueño y me drenas
Te tengo a mi lado
me haces sentir de lado

Estaba derecho ayer
y la guagua se me fue
estoy virado hoy
y en la guagua estoy montao.

Solo pa que sepas
Que esto es pa ti
Que lo que dice no tiene fin
La sabia está en tu maletín

Quiero vivir contigo
Saber que te pica el ombligo
Rascarte la espalda y los pies
Hasta que veas, que estas al revés.

Motivos me sobran pa decirte cosas
Pero más me gusta que las digas tu
Por si acaso, pa saber
Si es que quieres salsa soya.

Esta pared esta manchada
Un punto rojo me desorbita
No me deja pensar con coherencia
Me hace creer que estas en abstinencia

Me rompiste el amigo
Hiciste lo que quisiste
Brincaste el charco
Y lo hundiste

Las balsa se te quedo encallá
Te fuiste a dormir
Te hiciste pipi
Yo te olí sabia a nini.

Este pelo cuadrao que encontré
Me hace pensar en ti
Eres toda una actriz
Para mi... la que me hace vivir

Sean tardes, mañana o noches
No quiero estar sin ti
Pa andar me hace falta tu telaraña
Me inquieta tu patraña

Quiero saber donde andas en las tardes
En que mi vaina se hace grande
En que la jalea se pone madura
Cuando la leche se convierte en queso

El reloj me dice que son las seis
La mente me dice
Que es hora de verte

Las manos quieren parar de escribir
La boca quiere besarte pa sobrevivir
No hay mesa que aguante
Este florero lleno de flores.

ASV - Autor

A las 15 de la mañana

Andan las aceras vacías por el norte simpático de tus caderas y la crema de tus palpitares se hace espesa por el lecho de las calles andariegas. Todo corre de manera sincera que es la manera más entendible de todas las que hay disponibles. Te fuiste por la loma de los encantos a coger un arrebato de bailes y espantos. Llegaste a las 15 de la mañana y te fuiste rápido sin entender la real situación de las astillas que se me meten por entre las uñas y duelen que es una pendejá.

No entendiste mis razones ni mis balbuciones, te fuiste creyendo lo que creías y no lo que era. La dueña de mis noches y mis mañanas eres tu, la reina que se sienta en mi pulpito salvaje eres solos tu, la que manda las razones de mis sazones y mis sinsabores... esa eres solo tu.

El movimiento de tus llamas quemantes se hacen sentir con tus quejas y tus latidos de muda. No hablas, solo miras con esa cara de tristeza y de sapiencia.

Me haz hecho entender que la vida es solo una en los momentos que se pone la cosa difícil y que la vida es múltiple cuando va todo bien y nada se entiende en el sentido territorial de la palabra que da un paso de osadía y de remedios candentes al son del análisis del fuego cruzado.

Sola te has puesto en momentun de aire y te has hecho fuego candente para fundir mis aceros. Solo es cuestión de posarse en la cara del lecho sombrío de tus pasiones para tomarse un sorbo de tus rabietas.

He alzado la bandera del amor y he gritado a los cuatro vientos que somos uno y no dos porque la alegría se va divirtiendo de manera irrisoria en nuestros lechos y porque nunca se va acabar la copa de vino tinto que surge de tus nervios. Y es que simplemente a las quince de la mañana seremos la crema y el sudor y el vino tinto.

Alex Samuel Vélez - Autor

Rendija

A saber lo que viene del parto de tus colores
Explosión de gustos y sabor a cobre

Parpadeas en la rendija de mi puerta
Tus colores son vivos como luz
Nerviosa mi carne mis ojos se cierran
Quema la existencia de saber y creer

No me puedo convencer de nada
Solo que es una mirada
Que despluma mis emociones
Y me desnuda de repente y por completo

Se me acaba la paciencia…la coherencia…

Alex Samuel Vélez - Autor

Recorro Tus Lugares

Recorro tus lugares
afán de ser tu mar
querer obviar el pasar
del tiempo no es fácil.

Somos locos de atar
locos de amar
te voy a besar
me vas a adorar.

Seré el deseo de tu corazón
La espina en tu rosal
El credo de tu religión
Susurro en tus plegarias
El cantar del gallo
Clamor de tus masas
Llanto desolador
Alegría energética
Esclavo de tu piel
Dueño de tus ojos.

Serás la pureza de mi alma
La codicia en mi corazón
La virtud más preciada
La fuerza que me motiva
El deseo más arrebatador
La camilla que me cargue
El amor hecho carne
El agua que me quita la sed
La sal que da sabor a mi vida
El pétalo de mi rosal
Esclava de mi pose
Dueña de mis manos.

No habrá canto sin canción
Quejido sin lamento.

Alex Samuel Vélez - Autor

Libélula

Se desvanece la libélula en franco tiroteo de azules desdoblados
Observando la desfachatez de la luna lloriqueando y enmudecida
Asumiendo que la fértil cantera de dolores y malhumores se ha sumido en espanto
Que la queja de mi gente se ha quebrado en el fango

Es la armonía de la quebrada quien lleva el silbido
El aroma del café quien susurra al oído quejidos
Las estrellas parlotean el salto salvaje del mono elocuente
Que se hace fuerte mientras las nubes apagan el fuego del asno

Susurrando, susurrando va el charco y el pozo de deseos
Ya no queda mas que hablar ni menos que saber
Todo se ha quedado en receso de mediodía
Se han tomado demasiadas osadías y prestamos dejados

Se abrazan los deseos de los que no pueden y se quedan
Se despintan las calles del color que llevaban, negro y negro que era
Solo pinta el deseo la tragedia, pinta de azul y blanco entre grises que vuelan
Sus brazos metálicos se han llevado a mi gente



Pétalos de flores enardecidas han susurrado gritos al viento
Han encarnado el júbilo de los visitantes a la dorada lejanía
Aunque borrosa la sapiencia de los carteles en la anatomía de lo nuevo
Se adornan de humo y edificios y alcantarillados hediondos

No quedan parlantes ni parlanchines, solo mudos muy mudos en mis calles
Parece de película el casco de mi pueblo, vacías han quedado las charcas
Los peces no navegan por los ríos duros de acero, ni de cemento, ni de brea
Han sido pescados los deseos del parto salvaje de mi savia y mi veneno

Se han llevado con ellos el paisaje rústico de las maromas en el centro
Comercial es el anhelo de crecer en el gran mar de súplicas y de promesas
Quebrantos van y vienen en las avenidas del recuerdo... que por pasar quedan muchos

Y se han ido para no volver, para volver después o para mandar luego
A los que queden de ellos, a los que nazcan de ellos o a los que mueran de nosotros.

Alex Samuel Vélez - Autor

COMPARTE ESTE BLOG

© 2007-2013 Todos los derechos reservados por el autor.
Prohibida la reproducción total o parcial de los textos literarios publicados en este blog.

Buscar en este blog